Cada vez que se acerca el invierno, echamos de menos aquellas zambullidas del verano. Por eso entre las ventajas de tener en casa una piscina climatizada está el poder disfrutar de ella durante todo el año. No solo se trata de extender la temporada de baño, sino también a la oportunidad de aumentar el rendimiento de tu piscina.

Ventajas de tener en casa una piscina climatizada

Con una piscina climatizada en casa el clima no será un obstáculo para relajarse, ejercitarse o divertirse con familia o  amigos. Pero además de esta principal ventaja, existen otras que te convencerán de sus importantes beneficios para tu salud y bienestar.

  1. Una fuente diaria de relajación. Después de un largo día de trabajo o una semana de noticias estresantes, nada como el agua templada para relajar los músculos.
  2. Las piscinas climatizadas requieren un mantenimiento más sencillo. Al estar cubiertas por lo general, no reciben residuos tales como polvo, hojas o insectos.
  3. Un espacio para ejercitarse. Este puede ser uno de los mayores beneficios de las piscinas climatizadas. Personas de todas las edades, incluso mayores, pueden ejercitarse en ellas. Se trata de un gimnasio a tu disposición todo el año en el que es posible realizar ejercicios de bajo impacto. La natación es sin duda un deporte muy completo y con importantes beneficios para la salud y el bienestar. Por otro lado, al tenerla en casa, no es necesario adaptarse a horarios poco convenientes ni asumir las precauciones del uso de espacios públicos.
  4. Evita los resfriados innecesarios. Tener una piscina climatizada en casa evita exponerse a la pérdida de calor corporal. Las piscinas frías acaban además con la diversión del baño o pueden exponernos a resfriarnos, en especial a los niños.

Cómo climatizar una piscina

Para que una piscina esté climatizada debe alcanzar entre 27 y 28 grados centígrados. Para ello como es evidente se requiere un sistema de calefacción como los que te proponemos:

  • Bombas de calor: reparten de forma proporcional el calor en toda la piscina.
  • Paneles solares: usan la energía solar para calentar el agua. Aunque es económica, depende de las condiciones climatológicas.
  • Calentadores eléctricos: usan la energía eléctrica para calentar el agua mediante un calentador.

Además de una fuente de calor para climatizar la piscina, es necesario la mayor parte de las veces instalar una cubierta para piscinas. Ésta cumplirá la función de mantener la temperatura, mientras también protege el agua de factores externos que puedan ensuciarla.

Mantener en forma tu piscina climatizada 

Para mantener en las mejores condiciones una piscina climatizada te damos algunas recomendaciones:

  • Efectúa una limpieza profunda una vez al mes.
  • Para tratar el agua de la piscina lo más recomendable es usar cloración salina. Este método es inmejorable para mantener tu salud, así como el agua en perfecto estado. De hecho el uso de pastillas de cloro puede acarrear problemas de salud, que pueden evitarse con el uso de electrolisis salina. Los cloradores salinos Resilience disponen de un sistema de electrónica digital avanzada e instalación simple en una misma unidad.
  • También es necesario controlar y monitorear los niveles de pH y cloro. Para ello es aconsejable el uso de un dosificador automático. Como la bomba de pH Orion Compact, que es rápida y precisa. En las piscinas con sistema de electrólisis salina, el pH suele subir un poco más rápido. Por lo que usar un controlador de pH es muy recomendable.
  • Hacer una revisión semanal de los skimmers y filtros, para asegurar su correcto funcionamiento.