Ahora que las altas temperaturas se disparan en un verano que proyecta ser más caluroso de lo normal, la escasez del agua se convierte en el mayor reto para el sector agrícola. De ahí que dediquemos este post a la importancia de una buena bomba sumergible para el riego.

Especialmente en España, las lluvias cada vez son más escasas y cuando ocurren suelen presentarse en forma de trombas que no pueden ser bien aprovechadas para la agricultura. En muchos lugares de la geografía no existen recursos de agua disponibles para esta actividad. Por lo que la búsqueda de soluciones sostenibles se hace imprescindible.

Bombear agua para riego en la agricultura

La escasez de agua y la desigualdad en la distribución de los recursos hídricos hace que deban traerse o movilizarse desde la fuente a los cultivos. El bombeo de agua para riego se convierte en una solución eficaz para aquellas áreas que no tienen acceso al agua directamente o se encuentran cerca de pozos profundos.

Disponer de los equipos adecuados para llevar a cabo este tipo de bombeo es fundamental. De ahí la trascendencia de una buena bomba sumergible para el riego.

La importancia de una buena bomba sumergible para el riego

Nuestra protagonista hoy es la bomba sumergible, un grupo de presión que como dice su nombre se sumerge al transformar la energía electromecánica del motor en energía cinética del fluido. De esta manera genera una diferencia de presión en el fluido en su entrada y la salida de la bomba. Una válvula de retención evita el retroceso del agua que está siendo bombeada. También evita los daños que pueda sufrir el grupo de presión a consecuencia del posible golpe de ariete.

Si estamos decididos a instalar una bomba para el riego, o sustituir la que ya utilizamos, es imprescindible conocer qué son y cómo funcionan las bombas sumergibles.  Existen dos tipos: bombas radiales y bombas semiaxiales. La diferencia se basa en la dirección del flujo a la salida del impulsor.

Características de las bombas sumergibles

Como su nombre lo indica, las bombas sumergibles actúan al hundirse en el fluído que se requiere bombear.  Son  las bombas más utilizadas ya que ofrecen múltiples ventajas como su facilidad para trasladarlas. O bien si se prefiere instalarlas de forma fija. Es decir son equipos muy versátiles que permiten bombear agua de pozos, piscinas o depósitos.

Las bombas sumergibles son siempre eléctricas. Al estar sumergidas no es posible que funcionen con motor de combustible. Son también muy económicas y de menor tamaño.

Tipos de bombas sumergibles

neptun-fl-3 bomba sumergible para pozo agricola

Neptun-fl-3 Bomba sumergible para pozo agrícola

Se pueden encontrar muchas clasificaciones sobre los tipos de bombas sumergibles. Aquí presentamos la clasificación que parece más útil:

  1. Bombas de desplazamiento positivo o volumétricas:

Funciona mediante el llenado y vaciado periódico de una serie de cámaras por presión. Ocurriendo el desplazamiento del fluido desde que es aspirado hasta que se impulsa. Se dividen a su vez en alternativas y rotativas. En el primer grupo están las bombas de pistones y émbolos; y en el segundo las bombas de engranajes, tornillos, lóbulos, paletas, etc.

  1. Turbobombas:

Se trata de una máquina hidráulica que trabaja con energía cinética producida por el impulsor o rodete. Según la dirección del flujo a la salida del rodete, se clasifican en:

  • Centrífugas o de flujo radial: el flujo a la salida del rodete tiene dirección perpendicular al eje (flujo radial).
  • Axiales: dirección del flujo a la salida es paralela al eje (flujo axial).
  • Helicocentrífugas: el flujo es intermedio entre radial y axial (flujo mixto).

Por su naturaleza, las bombas radiales resisten menos a la abrasión que produce la tierra y la arena. Se emplean generalmente para bombear pequeños caudales de agua a gran altura. En la mayoría de las zonas de cultivo, se recomienda colocar bombas axiales, si los caudales no son excesivamente bajos.

Un factor que debe cuidarse en cualquiera de los tipos de bombas sumergibles para el riego es la refrigeración del motor. Como estos grupos de presión son sumergibles, se cree que siempre tienen la refrigeración garantizada. Pero esto no es así. Para asegurar una adecuada refrigeración del motor, debe circular a su alrededor un caudal de agua a  al menos 0,15 metros por segundo.

Cómo elegir la mejor bomba sumergible

A la hora de elegir una bomba, debemos se debe considerar:

  • El tipo de líquido que va a bombear (aguas limpias, aguas residuales, lodo, etc).
  • Si el líquido contiene partículas sólidas (arena, piedras, ramas, etc).
  • La altura a la que llegará la tubería.
  • El ángulo de inclinación de la tubería respecto al suelo; y
  • El largo de la tubería.

También es necesario tener en cuenta que las bombas sumergibles presentan limitaciones como:

  • La inmersión máxima, es decir metros de agua que puede resistir encima.
  • Subida máxima (mayor a la altura a la cual llega la tubería).
  • Dimensiones de la bomba.
  • Materiales de los que está hecha.
  • Peso.
  • Voltaje.
  • Potencia.
  • Caudal soportado.
  • Longitud del cable de la corriente.

En Apelsa, valoramos la importancia de una buena bomba sumergible para el riego. Te asesoramos en la elección de la mejor bomba sumergible para el riego. Somos especialistas en ofrecer un servicio integral y atención personalizada en la instalación, mantenimiento y reparación de grupos de presión de agua o bombas de presión de agua y lo referente al bombeo y distribución de fluidos. Consulte sin compromiso el presupuesto para atender sus necesidades y proyectos a través de 954 356 939 o de nuestra página web http://apelsa.es/